23 de marzo de 2017

2377- LA SIESTA DE SAN JACINTO.

Así era México en 1824 y, según cuenta la Historia, perdió Texas por culpa de una prolongada siesta. Cierto o no se resume a continuación lo que sucedió y que cada cual saque sus propias conclusiones...

Pocas décadas después de independizarse de la corona española México había perdido casi un tercio de su territorio. ¿Qué pasó?. Pues lo que siempre pasa en estos casos: los malos gobernantes. El empuje de Estados Unidos y las luchas intestinas. La promulgación de las "Siete Leyes" alteró la estructura de la República Federal Mexicana y provocó la aparición de movimientos separatistas, a consecuencia de los cuales Texas se independizó en 1836. Una espina clavada todavía hoy en lo más hondo del orgullo mexicano, especialmente por la deshonrosa forma en la que se llevaron a cabo los acontecimientos. 
En 1836 las tropas mexicanas asestaron en la misión de El Álamo una grave derrota a las texanas, apoyadas por Estados Unidos. A esta victoria se sumaron otras como la del Refugio, la de Coleto, la del Encinal del Perdido o la de Goliad.

El presidente de México, general Antonio López de Santa Anna incluso se adentró en tierras de Texas, considerando que para acabar con los revolucionarios era necesario destruir las raíces del ejército rebelde, dirigidas por el estadounidense Sam Houston. Sin embargo militares especializados consideraron que lo de Santa Anna era una temeridad. Los rebeldes huían en inferioridad numérica pero, gracias al apoyo norteamericano, cuanto más se adentraban en su territorio más oxígeno ganaban. Con el ejército mexicano sucedía lo contrario, marchaban de espaldas a casa y sin conocer el terreno. Mermaban las provisiones y la tropa empezó a dividirse. Santa Anna y unos 900 efectivos alcanzaron a los texanos en Nueva Washington. En la confluencia de los ríos San Jacinto y Búffalo Bayou detuvieron la persecución al este de la actual ciudad de Houston.

Pronto se percatarían de su error. Entre los dos ríos y con un pantano a sus espaldas, solo un pequeño prado y su arboleda les separaba del ejército texano. Santa Anna se había metido en territorio rebelde y con inferioridad numérica. Los texanos se dieron cuenta del error estratégico del enemigo y los comandantes Houston y James C. Neill, tras recibir una columna de refuerzo, elevaron el número de combatientes hasta rozar el millar de hombres. Dos días de indecisión de los de Texas permitieron que Santa Anna recibiera 500 soldados más liderados por el general Martín Perfecto de Cos. El presidente mexicano cometió entonces el error de permitir que aquellos hombres de refuerzo, que habían llegado tras 24 de marcha ininterrumpida, pudieran comer y dormir un rato para recuperar fuerzas. 

La intención de Santa Anna era que, bien comidos y mejor dormidos, atacaran a los rebeldes lo cual hubiera sido nefasto pero menos vergonzoso que lo que realmente ocurrió. Las tropas mexicanas durmieron más de siete horas, con grave descuido de la defensa del campamento. Al fin y al cabo tan solo se necesitaba que una veintena de hombres vigilaran mientras los demás comían y descansaban pero ese retén no fue establecido y todos se retiraron a descansar. Los refuerzos habían llegado a las 9 de la mañana y a las 4 y media de la tarde les despertó el fuego enemigo y el consiguiente alboroto de quien no sabe lo que está pasando. No solo eran atacados, sino que la defensa era un desorden total. El enemigo no tuvo que sorprender a los puestos avanzados, porque no los había, y de forma imprevista se vieron situados en mitad del campamento mexicano. 

Aquello fue un caos. Más de 500 soldados mexicanos fueron masacrados y 600 hechos prisioneros, incluidos Santa Anna y su cuadro de oficiales. Solo 79 hombres consiguieron escapar de aquella inesperada y caótica contienda. No hubo tiempo de reaccionar a la ofensiva diplomática que siguió al sorpresivo ataque. Houston y Neill obligaron a Santa Anna a firmar el cese de la lucha y la independencia de Texas mediante el llamado Tratado de Velasco que se firmó aquel mismo día 21 de Mayo de 1836. El presidente de México estuvo siete meses en Washington en calidad de preso de guerra, al tiempo que el Congreso Mexicano le destituía y se negaba a ratificar el Tratado de Velasco. De todas maneras México no reunió las fuerzas necesarias para recuperar Texas y una década más tarde aquellos territorios serían anexionadas a Estados Unidos. Las pérdidas posteriores son otra historia que ya se contará si llega el caso...

RAFAEL FABREGAT

22 de marzo de 2017

2376- LA TUMBA DE JESUCRISTO.

Según la tradición cristiana José de Arimatea era hermano menor de Joaquín, el padre de la Virgen María. Tras la temprana muerte del esposo de María, el poderoso José de Arimatea se convirtió en tutor de Jesús. Miembro del Sanedrín y Decurión de los romanos, era rico e ilustre pero también persona buena y honrada. Según cuentan los evangelistas era discípulo de Jesús, pero guardando las apariencias por miedo a los gobernantes.

Los cuatro evangelistas coinciden al contar que, al dispersarse los apóstoles tras la crucifixión de Jesús de Nazaret, José de Arimatea solicitó a Poncio Pilato que le permitiera recoger el cuerpo para darle sepultura en su propia tumba, un sepulcro nuevo excavado en la roca que se había preparado para él mismo. Recibida la autorización de Pilato, con la ayuda de su compañero Dicodemo y en presencia de María de Betania, desclavaron a Jesús de la cruz y lo trasladaron a la tumba de José de Arimatea. Según la leyenda, como el lugar donde se había llevado a cabo 'la última cena' también era propiedad de José de Arimatea, durante la crucifixión o tras ella, José recogió con el Santo Grial parte de la sangre que manaba del costado de Jesús y lo llevó consigo hasta el sepulcro.

Tras ungir María de Betania el cuerpo de Jesús y envolverlo en lienzos, fue depositado en la tumba, cerrándolo todo con una enorme losa para evitar algún posible sacrilegio de los judíos que habían propiciado la muerte del Nazareno. 
Hace escasas fechas han finalizado los trabajos de restauración de la Cúpula y del Edículo, en el Santo Sepulcro de Jerusalén, lugar que se supone es el que ocupaba aquel sepulcro primigenio de José de Arimatea, en el que fue depositado el cuerpo de Jesucristo y en el que resucitó para subir a los Cielos. En breve, peregrinos y turistas podrán visitar nuevamente este lugar emblemático de la Ciudad Vieja de Jerusalén. 

A unos cientos de metros de distancia se encuentra también el lugar donde fue crucificado y el pozo excavado por Helena de Constantinopla en busca de la Santa Cruz que fue hallada en ese punto.
La amenaza de ruina, por la humedad y los muchos túneles y alcantarillados existentes en el subsuelo, permitieron que se pactara entre las tres iglesias custodias: ortodoxa, armenia y católica, una completa restauración del lugar que nunca se había llevado a cabo de forma tan completa. Diez meses de trabajo y un presupuesto cercano a los seis millones de euros es lo que ha costado la restauración. El Edículo es el lugar, dentro del Templo, donde se supone que el cuerpo de Jesús fue ungido y enterrado. Dentro del habitáculo se ha abierto una nueva y pequeña ventana que permite a los visitantes ver la piedra original de la cueva donde se excavó la tumba en la que se depositó el cuerpo de Jesús.

RAFAEL FABREGAT

21 de marzo de 2017

2375- ¿QUE SABES DE SISI?.

SISI EMPERATRIZ, es el título de una película de 1956, protagonizada por la guapísima actriz austriaca Romy Schneider, en el papel de la emperatriz Isabel de Baviera. 
En realidad fueron tres películas: Sisí, Sisí Emperatriz y El destino de Sisí. 
Poca gente habrá, con 50 o 60 años cumplidos, que no haya visto alguna de las películas citadas pues tuvieron en su día un éxito fuera de lo común. Al menos en el mundo occidental, no creo que hubiera cine que no las proyectara.
Romy Schneider no fue elegida por casualidad. Además de una gran actriz, era muy guapa y ambos requisitos eran inexcusables para desempeñar el papel de la bella aristócrata, nieta, hija y hermana de reyes y emperadores, como también ella llegaría a ser emperatriz de Austria, al casarse con su primo Francisco José I y por extensión reina consorte de Hungría y Bohemia. 
Isabel de Baviera era especialmente bella y para plasmar su vida en el celuloide se quiso encontrar a una actriz igualmente bella.

Aunque aristócrata, el padre de Isabel de Baviera (Sisí) era el más pobre de la Casa de Wittlesbach, a pesar de haberse casado con la hija del rey Maximiliano I de Baviera
Matrimonios que se pactaban para crear alianzas a través de los hijos. 
Maximiliano, que así se llamaba también el padre de Sisí, advirtió a su mujer Ludovica que no la amaba y que se casaba por obligación, a pesar de lo cual tuvieron diez hijos, aunque solo sobrevivieron ocho. 
Con todas sus hermanas casadas con reyes y emperadores, Ludovica vivía en el campo casi rozando la pobreza, con su esposo e hijos, empeñado su esposo en inculcar en sus vástagos el amor a la naturaleza y único bien que podía darles. 
Por su parte Sofía, la hermana mayor de Ludovica, se había casado con el futuro emperador de Austria Francisco Carlos I pero, debido a su escasa salud, éste hubo de abdicar en favor de su hijo primogénito Francisco José...

En Agosto de 1848 Francisco José alcanzó la mayoría de edad convirtiéndose en uno de los hombres más poderosos de Europa. Su madre ya hacía tiempo que le buscaba una mujer digna de su estirpe y Elena, la hija mayor de su hermana Ludovica, fue la elegida. En verano de 1853, cumplidos los 24 años del joven emperador, Elena viajó con su madre y hermana Sisí a conocer a su futuro marido. Sisí que entonces contaba 16 años de edad fue invitada a acompañarlas debido a la tristeza que la embargaba al haber muerto el conde con el que estaba prometida. Tal como estaban entonces las cosas, a Sisí le parecía una tortura emprender aquel viaje que nada tenía que ver con ella, pero finalmente accedió por no contrariar a su madre que, en realidad, buscaba emparejarla con el hermano menor de Francisco José I.

Como es de suponer, el joven emperador estaba muy nervioso con esta visita organizada por su madre. Solo había visto una vez a sus primas y hacia muchos años de ello, tantos que apenas las recordaba. 
Sin embargo cuando las vió el flechazo de Cupido caló hondo en Francisco José, pero no por Elena, sino por Sisí. 
Su belleza y su espontaneidad infantil le conquistaron de inmediato. Durante toda la visita no pudo apartar sus ojos de la joven y cuando se fueron no tenía ninguna duda de quien sería la elegida para acompañarle al altar. Sin buscarlo, Sisí también caló hondo en el corazón de su tía y futura suegra. 
A la mañana siguiente ya todo estaba decidido y cuando la noticia llegó a la casa de Ludovica y ésta le preguntó a Sisí si se veía capaz de amar al emperador, está le respondió sollozando que haría todo lo posible por hacerle feliz.
Ya como emperatriz de Austria, Isabel de Baviera (Sisí) recordó estos momentos como un verdadero tormento. "Una se ve vendida con quince años, prestando un juramento que no entiende y que ya no puede romper"

Durante todo su matrimonio el emperador Francisco José I amó a su esposa con vehemencia y con tanta admiración que inspiró novelas, películas y leyendas, pero ella no llevó nunca bien el asfixiante protocolo de la corte vienesa. 
Con toda su infancia en un castillo, alejada de la ciudad y enseñada por su padre del amor a la naturaleza, a la libertad y a la sencillez, ella y sus hermanos acabaron amando ese estilo de vida y despreciando la lujosa y agitada vida de la corte. Amó con locura a su esposo y tuvo una primera hija a los 18 años que murió prontamente. Tuvo dos hijas más y posteriormente a un varón, Rodolfo, que debía ser el heredero de la estirpe.

En 1889, cuando el príncipe Rodolfo tenía 30 años de edad, un complot organizado por los servicios secretos franceses acabó con su vida y Francisco José I se encontró sin heredero para su vasto imperio. Ya con la relación enfriada, Sisí se vistió de negro y abandonó Viena. Pocas veces volvió para visitar a su marido, aunque la correspondencia se mantuvo a lo largo de los años, convirtiendo su relación en platónica y amistosa. Compró un barco al que puso el nombre de Miramar, el mismo de la finca mallorquina de su primo el archiduque Carlos, al que visitaba con frecuencia. El 10 de Septiembre de 1898, cuando paseaba por el lago Leman de Ginebra con una de sus damas de compañía, fue asesinada por un anarquista italiano que, fingiendo tropezar con ella, le clavó un fino estilete en el mismo corazón. Su cuerpo fue trasladado a Viena, siendo sepultada en la Cripta Imperial y no en la isla griega de Corfú donde ella había pedido en su testamento.

RAFAEL FABREGAT


20 de marzo de 2017

2374- EL VALOR DE LA VIRGINIDAD.

Lo siento por los más puritanos, pero el valor de la virginidad es cero. Sí, sí, 'CERO'. En otras épocas llegar virgen al matrimonio tenía, aunque fuera de tapadillo y especialmente en la mujeres, un valor moral y social muy positivo pero, en la actualidad, todo eso está en desuso. La (gran) actividad sexual prematrimonial está tan extendida que aquellos que por una u otra circunstancia se inician de forma tardía se sienten muy mal, incluso discriminados. Tanto es así que un estudio determina que aquellos que llegan vírgenes a la veintena tienen miedo incluso, cuando llegue ese momento, a sentirse rechazados por su inexperiencia en el tema. ¿Extraño?. Pues... no tanto. La gente es así. Cuando mojabas, porque mojabas y ahora el que no moja, porque no lo hace. La cuestión es tocar las pelotas...

Yo soy de otro tiempo, pero no me extraña en absoluto que aquellos que llegan tarde a la hora de tal experiencia, sientan miedo de ser rechazados. ¿Cómo decirle a tu incipiente novia, que ya se ha acostado con cuarenta, que tu no lo has hecho con nadie?. Lo más probable es que, por dentro o por fuera, se ría. No, no me extraña en absoluto que tengan miedo de que se entere su partener. En tales casos y aunque yo no lo hice de esa manera creo, con toda sinceridad, que lo mejor es irse de putas. ¡Ala, ya está, ya lo he dicho...! ¿Qué va a pensar una mujer si se entera de que tu, con veinte años a cuestas, todavía no has estrenado la cebolleta?. (Mmmmm. ¡A ver si este me sale rana!). Pues nada, si la quieres tienes dos opciones: o decírselo, o irte de putas... No como putero no, sino como aprendiz. Y punto en boca.

No es una cuestión de práctica (o sí) sino un obstáculo psicológico, que puede dar al traste con una relación recién estrenada y realmente querida. Las excusas que puedes dar ante un hipotético fracaso son muchas y muy variopintas... Según lo que acontezca, puedes alegar un gatillazo o una sobreexcitación por el gran amor que le profesas, pero en ambos casos se trata de un fracaso que puede tener una disculpa. Aún así es mejor que el encuentro se desarrolle en las mejores condiciones posibles, así que, unas sesiones de "terapia" pueden ser una buena solución. Por increíble que parezca, teniendo en cuenta las facilidades de hoy en día, la mayoría siguen estrenándose en un puticlub. Verdaderamente preocupante que muchos jóvenes acudan allí, incluso sin ganas, solo para evitar la posible burla de los amigos más precoces.

Claro que cuando vayas allí, no es menester que te lleves a la novia. Con uno que aprenda ya vale. No sea cosa de que, a la vista de la actuación profesional, la chica te diga que ella sabe hacerlo mucho mejor, que también puede ser.
Alguno de esos novatos, si van solos o con amigos, pueden llegar a pensar incluso que lo que hay por allí son monjas disfrazadas pero no, no, porque esas fuman más que un carretero y beben más que un cosaco. Y de rezar... nada de nada.

RAFAEL FABREGAT

18 de marzo de 2017

2373- LIECHTENSTEIN.

Principado y país soberano centroeuropeo sin salida al mar, muy conocido por ser un paraíso fiscal de primer orden. Con una superficie de 160 Km2. y 37400 habitantes, es el 4º país más pequeño de Europa. Limita al oeste y al sur con Suiza y al norte y al este con Austria. Aunque no es miembro de la Unión Europea, desde el año 2011 forma parte del espacio europeo de libre circulación.
Durante el Imperio Romano, este territorio formaba parte de la provincia de Recia. Geográficamente alejado de los intereses europeos, nunca formó parte de la historia del continente. Anteriormente estas tierras constituían un feudo de la Casa de los Habsburgo pero actualmente sus gobernantes son la Casa de Liechtenstein, con origen en la lejana Silesia, tierras ocupadas por Polonia, República Checa y Alemania. 

El año 1699 el príncipe Juan Adán de Liechtenstein compró el señorío de Schellemberg y en 1712 hizo lo propio con el condado de Vaduz, a fin de formar parte de la Dieta o Reichstag del Sacro Imperio Romano Germánico, convención de príncipes germánicos que formaban el Reino Franco. En 1719 el emperador Carlos VI decretó la unión de esos territorios bajo el nombre de Principado de Leichtenstein, aunque los príncipes no lo pisaron hasta varias décadas después. Al invadir Francia el Sacro Imperio Romano Germánico en 1806 y producirse la abdicación del emperador Francisco II el imperio se disolvió y el príncipe de Liechtenstein quedó libre de sus obligaciones, convirtiéndose en único señor del principado.

Aunque fuertemente ligado con Austria, tras el fin de la I Guerra Mundial hubo de pactar unión monetaria y aduanera con Suiza. 
En 1938 los alemanes se anexionaron Austria pero, aunque rodeado de alemanes, Linchtenstein se apoyó en Suiza para defender su neutralidad aunque, para evitar la invasión hubo de colaborar con Alemania, muy especialmente en lo que se refiere al ingreso en sus bancos de capital de dudosa procedencia. 
Desde el año 2000 forma parte del Espacio Económico Europeo, lo que le obligó a redefinir algunas cuestiones con Suiza, que no forma parte de tal asociación.
Actualmente es una monarquía constitucional, encabezada por el príncipe Juan Adán II.
En 2003 el príncipe propició mediante referéndum la constitución de una República si así lo deseaba el pueblo, anunciando que él y su familia marcharían a Viena en el caso de que su poder no fuera refrendado por mayoría absoluta. El resultado fue favorable a que la dinastía reinante se mantuviera al frente del país. 
Desde las últimas elecciones de 2013, el gobierno formado por cinco ministros es de mayoría (3) progresista, siendo los dos restantes del partido Patriótico de derechas. 

Enclavado en los Alpes, el territorio es completamente montañoso a excepción del último tercio del valle del Rhin. Solo un 2% del territorio se pude considerar en cultivo permanente, aunque la mayoría es de secano. Su altitud va desde los 430 msnm hasta los 2600, lo que hace que la superficie boscosa supere el 35% del territorio. Los servicios financieros y el 'turismo' que éstos provocan, constituyen la base económica de Linchtenstein. Al amparo de un sistema fiscal tan favorable, más de 73.000 empresas han establecido allí sus oficinas nominales, lo que supone el 30% de los ingresos del principado y que más de un tercio de la población sea extranjera, con depósitos superiores a los 100.000 millones de euros, con el consiguiente escándalo financiero.

Con 5.400 habitantes, Vaduz es la capital del país y ciudad más poblada. El idioma oficial es el alemán. El transporte está compuesto por 250 Km. de carreteras y 9,5 Km. de ferrocarril. También hay 90 Km. de senderos marcados para bicicletas. No hay aeropuerto, por lo que el más próximo es el de Zürich. Su vida cultural es muy completa ya que son frecuentes los conciertos, teatro, danza y cabaret, así como los museos y las galerías de arte. Su índice de alfabetización es del 100%, con cinco centros de educación secundaria y  cuatro de educación superior. Está catalogada como la mejor de Europa y la 8ª del mundo.
Sin duda un país envidiable, que no conoce la palabras hambre ni paro.

RAFAEL FABREGAT

17 de marzo de 2017

2372- ALEMANIA.

País europeo y miembro de U.E. con capital en Berlín. Limita al norte con el mar Báltico, Dinamarca y mar del Norte; al sur con Austria y Suiza; al este con Polonia y la República Checa; al oeste con Francia, Luxemburgo, Bélgica y los Países Bajos. Son un total de 357.022 Km2. y 82,17 millones de habitantes de los cuales viven en su capital y ciudad más poblada 3,5 millones de personas.
Desde el año 962 y hasta el 1806 formó parte central del Sacro Imperio Romano Germánico y durante el siglo XVI centro también de la Reforma Protestante de Martín Lutero. Tras la II Guerra Mundial Alemania fue dividida en dos, de acuerdo con las líneas ocupadas por los aliados en 1949 tras la derrota de Adolf Hitler y construido un muro que las separaba a lo largo de 160 Km. Este muro fue derribado en 1989 y Alemania reunificada al año siguiente, siendo miembro fundador de la Unión Europea. Alemania es la primera economía de Europa y cuarta del mundo, además de líder científico y tecnológico.

Iglesia Luterana de Dresde
A partir de 1530 la Iglesia Luterana fue reconocida por muchos de los estados alemanes y a resultas de todo ello llegó la "Guerra de los Treinta Años" que devastó el territorio alemán, reduciendo la población en un tercio y provocando la implantación de numerosos principados independientes. A partir de 1740 las aguas se calmaron y el dominio fue dual, entre la dinastía de los Habsburgo de Austria y el Reino de Prusia, aunque también de corta duración, debido a la invasión napoleónica de 1806. Tras la derrota de Napoleón en 1814 se implantó una Confederación que finalizaría con el estallido de la Revolución de 1848. Sin embargo la ansiada unificación alemana no llegaría hasta 1871, liderada por Guillermo I y establecida la capital en Berlín. Por fin Alemania y Prusia eran una misma cosa pero, al poco tiempo, ideas imperialistas provocaron la fricción con los países vecinos. En 1914 diferentes acontecimientos desembocaron en la I Guerra Mundial. Como parte de las Potencias Centrales, Alemania sufrió la derrota a manos de los Aliados. En 1918 estalló una Revolución interna y Guillermo II abdicó y de aquella humillación hay quienes afirman que nació el nacismo alemán. Las duras condiciones de paz y la Gran Depresión fomentaron sin duda ideas antidemocráticas. 

El 30 de Enero de 1933 el jefe del estado alemán, presionado por el Partido Nacional Socialista (NSDAP) nombró canciller a su líder Adolf Hitler
Derechos fundamentales fueron derogados y muchos opositores encarcelados o asesinados. Alemania quedaba convertida en un estado totalitario. 
En 1936 Alemania emprendió un camino de ocupación de tierras vecinas que llevó al estallido de la II Guerra Mundial. En verano de 1941 los alemanes llegaron a la Unión Soviética.
El ejército nazi demostró ser insuficiente para abarcar un territorio tan extenso y fracasó. A partir de ese momento las derrotas alemanas se sucedieron, al tiempo que los Aliados ya no cesaron en sus ataques hasta la capitulación del régimen nazi, sucedida el 8 de Mayo de 1945, tras el suicidio del dictador Hitler. Para esa fecha los nazis ya habían masacrado en sus campos de concentración a unos 6 millones de judíos. 
En total se estima que la II Guerra Mundial provocó la muerte de unos 50 millones de personas. Alemania fue ocupada y dividido su territorio entre los países aliados durante más de cuatro décadas. En 1949 se fundó la República Federal Alemana y la República Democrática, esta última parte del Pacto de Varsovia y miembro del Bloque Soviético. La línea divisoria pasaba por el centro de Berlín y provocó la construcción del tristemente famoso Muro que dividió familias enteras. Tras un largo historial de muertes y confrontaciones, el 3 de Octubre de 1990 se produjo la reunificación del país, que recobró su total soberanía y el muro fue destruido. El pueblo alemán dio un claro ejemplo de tesón y trabajo al recuperarse por segunda vez de otra guerra mundial, provocadas ambas por decisiones políticas nefastas, que destrozaron el país completamente. 

Como se ha dicho anteriormente, en la actualidad Alemania es una República Federal, Democrática y Representativa, con la mayor representación del Parlamento Europeo en virtud de ser el país más poblado de la Unión. También Berlín, su capital, es una ciudad cosmopolita, adelantada a su tiempo y de una altísimo nivel de vida. Conscientes del factor humano en el tema del calentamiento global, desde principios del siglo XXI Alemania está prestando la máxima atención a la implantación de energías renovables, esperando producir para 2020 energía fotovoltaica y eólica en un 35% de su consumo eléctrico y el 100% en 2050. Es sin duda una de las naciones más desarrolladas del mundo.

RAFAEL FABREGAT