28 de febrero de 2013

0937- PINCELADAS DE KATHMANDÚ.

Miles de años atrás el Valle de Kathmandú era un importante lago (Nagdaha), drenado seguramente por algún movimiento sísmico. 
Hasta ocho ríos bajan de las montañas que rodean el valle, convergiendo todos ellos en la ciudad de Kathmantú. La leyenda dice que fue Manjushree, el sabio que con un golpe de espada abrió la garganta de Chobar, a unos 8 Km. de Kathmandú, y fue por allí por donde marcharon las aguas del inmenso lago y las del río Bagmati en busca del sagrado río Ganges. Según esta leyenda es justamente el templo de Jal Binayak el que, situado en lo alto del angosto cañón, conmemora esta gesta prodigiosa. Es en estas tierras, rodeadas por las montañas de Mahapharat, donde nacieron y murieron grandes reinos dando forma al arte nepalí, como lo demuestran los bellos templos y palacios, algunos ruinosos, que se mantienen altivos ante la mirada atónita de viajeros curiosos de la historia oriental. 


Los numerosos terremotos sufridos en la zona y la alta polución han hecho estragos en los bellos edificios del valle, aunque muchos de ellos se han restaurado y muestran todo su esplendor al visitante. El valle, sembrado de pagodas y stupas, está dotado de un encanto especial que atrae a turistas de todo el planeta con una fuerza invisible. A 1500 metros de altitud y encajonado entre las montañas de la India y el Tíbet, el valle de Katmandú es de gran belleza no solo por sus templos, sino también por el inmenso vergel que allí representa la agricultura. Resulta chocante que junto a los grandiosos templos, repletos de historia y belleza, se pueda ver a los habitantes de la zona trabajando las fértiles tierras con un simple arado de madera tirado por búfalos. No significa esto que las gentes de la zona sean ajenas a los monumentos que allí se encuentran y al significado de su construcción, todo lo contrario. 


Fieles creyentes, adoran a los dioses que estos templos encierran y agradecen generosamente su salud y las cosechas recogidas de sus campos cercanos. 
Durante los primeros siglos de nuestra era, el budismo primero y el hinduismo después arraigaron profundamente en estas tierras de Nepal. Sin embargo es a partir del siglo XI y bajo la dinastía de Los Malla, cuando en el valle de Katmandú se reafirma su original arquitectura. 
Nacen las plazas urbanas de Bhatgaon, Patan y Katmandú, al tiempo que emergen prolíficas las estupas budistas de Swayambu y Bodnath o los templos hindúes de Pashupati y Changu Narayan. En el siglo XIV y en un país dividido, Bhatgaon y Patan son enemigos acérrimos al tiempo que todo el Nepal sufre varias invasiones extranjeras, la más importante (1349) la de los musulmanes procedentes de Bengala. La dinastía Malla se unifica ante el enemigo común y defiende con uñas y dientes el territorio. 

A finales del siglo XIV, el país consigue liberarle de todos sus enemigos y unidos los tres reinos alcanzan su momento de mayor esplendor. Las tres ciudades aludidas son fiel testimonio del brillante periodo que se vivió en esas tierras durante los siglos de unidad. Luchas dinásticas internas hacen que la paz no sea definitiva y a principios del siglo XVI las ciudades de Bhatgaon, Patan y Katmandú vuelven a ser capitales de tres reinos diferentes que se castigan continuamente en luchas estériles. A finales del siglo XVIII los rajputas, llegados de Ghurka, aprovechan esa debilidad dinástica de los Malla para conquistar el país que, a partir de ese momento, se llamará Nepal. La torre de nueve pisos de Basantapur fue construida en esa época. Los Ghurka se mantendrán en el poder hasta la independencia del país que sobrevendrá en 1947 tras la II Guerra Mundial.


Antes de eso y concretamente en 1814-1816 Nepal entraría en guerra con los Británicos por los abusos de la Compañía de las Indias Orientales, que finalizaría por medio del Tratado de Sugauli y con la pérdida de un tercio del territorio nepalí. Desde 1806 a 1837 el primer ministro nepalí Bhimsen Thapa usó y abusó de su cargo matando a todo aquel que se interpuso en su camino, incluidos los miembros de la corte y sus familias. Finalmente, odiado y acorralado se suicidó cortándose el cuello con un khukuri. Sus enemigos se negaron a darle la sepultura habitual; su cadáver fue descuartizado y expuesto en varios sitios de la ciudad para, finalmente, lanzar los restos para alimento de buitres y chacales. Toda su familia, hasta entonces beneficiada por el dictador, fue encarcelada y confiscados todos sus bienes. A continuación fue decretado que ningún portador del apellido Thapa podría acceder a empleos públicos durante siete generaciones.


RAFAEL FABREGAT
El último Condill, español.

26 de febrero de 2013

0936- LA VIDA DENTRO DEL HARÉN.

Seguramente la vida de las concubinas en el Harén real era bastante más placentera de lo que hubiera sido para esa misma mujer en caso de quedarse en la casa paterna. Al menos, de entrada las privaciones de toda índole habían sido sustituidas por el lujo y la abundancia. Entre tantas mujeres, que un día te tocara hacerle cuatro carantoñas al sultán, tampoco sería tan grave. Más bien al contrario las luchas entre esas mujeres eran justamente para captar su atención, que no para desviarla. En fin, esta entrada no es para juzgar al jeque ni tampoco para valorar el hecho de que estar metida en un harén fuera agradable o no para las mujeres que allí vivían, al solo objeto de tener contento y satisfecho a reyezuelo de turno. Lo que pudiera haber y lo que sucedía dentro del harén era asunto tan hermético que ni los mismos criados lo conocían. Es la imaginación, sobre todo la occidental, la que ha alimentado la imagen de cientos de  bellísimas muchachas prácticamente desnudas, cuya única misión era mantener esa belleza impoluta y estar siempre dispuestas a atender los requerimientos y necesidades del sultán. 


Es lógico pensar que así fuera, porque no tiene otra explicación el mantener en una vida de lujo a todo ese ejército de mujeres. Sin embargo lo que nos ha mostrado el celuloide no siempre ha sido la verdad de esta historia. En el Palacio Topkapi, de Estambul, está el que ha sido sin duda el harén más famoso de la Historia, el de los sultanes del Imperio Otomano, que dominó el mundo entre los siglos XV al XIX. Con el objeto de desmitificar la realidad de estos recintos se presenta una exposición que muestra a los visitantes que el Harén era ni más ni menos que un recinto palaciego. Lo de las historias eróticas fue invención de viajeros románticos provenientes de una Europa sexualmente reprimida, que pensaban sin duda que el sultán estaba las veinticuatro horas "dale que te pego" como si ya no tuviera otra cosa más que hacer. El Harén (Casa del Sultán) no era otra cosa que la zona directamente habitada por la familia real y en la que efectivamente no podía acceder nadie que no fuera llamado. 


Sin embargo si es cierto que, dentro de esa zona estríctamente personal y familiar, habitaba también un cierto número de jóvenes concubinas llamadas carileyer, a las que el sultán podía acceder a voluntad. Lo de tener varias mujeres todavía es actualmente aceptado en la religión islámica, siempre y cuando las pueda uno mantener debidamente. Son muchos los casos de sultanes con más de cien hijos con sus diferentes mujeres, aunque algunas jamás llegaron a acostarse con él. Muchas de esas mujeres eran trofeos de guerra, o regalos de los diferentes mandatarios de las regiones bajo su dominio. Todas ellas eran educadas según los principios del islam y en los rigores de la más exquisita etiqueta de palacio. Las más guapas e inteligentes eran seleccionadas como esposas del sultán y las otras se casaban con funcionarios del rey o quedaban como sirvientas. Estas últimas cobraban un salario y tras nueve años de servicio quedaban liberadas, pudiendo marchar para casarse, en cuyo caso el sultán se hacía cargo de todos los gastos de su boda. 


De todas formas hay que dejar patente que la realidad poco o nada tenía que ver con lo que nos ha mostrado el cine. Lo de las bellísimas muchachas ligeras de ropa que contaron los viajeros europeos o pintaron los artistas del siglo XIX no era cierto en absoluto. Pura y simple imaginación. La prueba de ello la tenemos gracias al Sha Nâser-al-Din, de la dinastía de Qajar y reinante entre los años 1848-1896, que en sus muchos 
viajes por Europa aprendió a hacer fotografías. A su regreso al Irán inmortalizó a sus concubinas abriendo una ventana al mundo sobre aquel hermético ambiente hasta entonces vetado a los ojos de cualquier otro hombre. El Harén del Palacio de Golestam quedaba a la vista de cualquier mortal y, como puede apreciarse, dista mucho de la imagen idílica que la imaginación de los europeos tenían de la deidades que allí había encerradas para disfrute del maharajá. 


Ni las bellezas eran tales ni sus vestuarios las gasas y las sedas plasmadas en las soberbias pinturas de los artistas del momento. Efectivamente, para las costumbres del siglo XIX y de acuerdo con el puritanismo de esos tiempos, las concubinas iban muy ligeras de ropa, pero no tanto como los artistas imaginaron. Y es que la realidad todo lo distorsiona, mermando las expectativas iniciales. A la vista de estas imágenes, la sana envidia de propios y extraños sobre el contenido de tales harenes, nos relaja y conforma. Son muchos los que, en caso de tropezar con la lámpara de Aladino, hubiéramos pedido ser (al menos por un día) el sultán de uno de esos harenes pero, visto lo visto, mejor una y guapa que ciento de feas. Vaya, que ya estamos bien con lo que tenemos...

RAFAEL FABREGAT
El último Condill, español.

25 de febrero de 2013

0935- YO SOY "CULÉ". ¿QUÉ PASA?.

Por extraño que nos parezca, son muchos los seguidores del "Barça" que, con propiedad y todo el derecho del mundo, se autoproclaman "culés" por el simple hecho de ver en éste al club de sus amores. Sin embargo no saben exactamente el significado de esta palabra y qué mejor que esta entrada (de amor y odio) para explicarles su significado. Veamos...


La cosa viene de un siglo atrás cuando, entre los años 1909 y 1922, el CF Barcelona jugaba en su primer campo propio, con mucha tierra y poca hierba, situado en la calle Industria de esa ciudad. En ese campo solo había una tribuna de dos pisos numerada para la gente "con posibles" y el resto de espectadores se distribuían como buenamente podían en las cuatro gradas mal contadas que había alrededor del campo. 
Cuando esos bancos de cemento se hacían insuficientes, que era muchas veces, los espectadores tenían una última opción que era la de sentarse sobre el muro que cerraba el recinto y que apenas estaba un metro más elevado que la última de esas gradas, dando lugar a una especie de banco adicional que daba cabida a un buen número más de espectadores. Mirando desde el exterior, la imagen era la de un muro en el que sobresalían los traseros de los aficionados y como sea que en catalán al trasero se le llama "cul" a los seguidores de dicho club se les llamó "culers o culés" de forma chistosa y principalmente por la prensa, pues eran pocos los que en alguna que otra ocasión no se vieron obligados a usar ese socorrido lugar para ver el partido "cómodamente" sentados.


Los aficionados al fútbol están/estamos de enhorabuena. Mañana se juega en el Camp Nou uno de "los clásicos". Un importante partido de fútbol entre el  FC BARCELONA y el REAL MADRID, partido de vuelta en semifinales de la Copa del Rey. ¡Ahí es nada!. En Madrid (Estadio Bernabeu) los catalanes sacaron un interesante empate (1-1) que mañana puede ayudarles considerablemente. Mi deseo es claro. Espero que pierdan porque ya que no quieren saber nada de España, ni de la monarquía, ni de los españoles, me pregunto yo que interés tiene para ellos ganar la "Copa del Rey"Tener un trozo de metal, más o menos, en sus vitrinas no debería importarles tanto. 

En esta vida hay que ser consecuentes. Si no me quieres a mí, no quieras lo mío. Así de sencillo. Otra cosa bien diferente es la Liga y la Champions. Ahí saco yo la camiseta, la bufanda y lo que haga falta, porque desde muy niño siempre fui del "Barça". Claro que antes de que este fuera el equipo de mis amores yo fui español porque, desde el momento de nacer del vientre de mi madre, esa fue mi nacionalidad y me siento muy orgulloso de serlo. No me siento tan monárquico, ni orgulloso de quienes nos gobiernan, pero tampoco me sentí orgulloso de los que nos gobernaron antes. 

Sencillamente no creo en ninguno de ellos, pero si que me honro en ser español porque conozco mucha de su historia. La de sus malos reyes y la de sus buenos vasallos, pero ni una cosa ni otra me impide enorgullecerme de mis orígenes y ser enemigo acérrimo de quienes, como ratas y en nombre de esta desgraciada crisis, quieren huir del barco en desbandada. El sábado disfrutaremos otra vez de la confrontación de estos dos grandes del fútbol mundial. Esta vez será en partido de Liga y esta vez, aunque también la Liga sea española, aparcaré mi españolismo y haré fuerza para que gane mi equipo, que es el "Barça"¿Incongruencia?. Pues no lo sé ni me importa, pero así pienso yo y así lo digo. 

Esta es una semana de "clásicos" y habría que dejar fuera del campo todo lo que nada tiene que ver con el deporte pero, si ellos lo meten, no veo yo razón para que los demás no lo hagamos. Mucho me temo que en el Camp Nou veremos cosas desagradables que no deberíamos ver. Alguien debería decirles a más de cuatro que las banderas y las consignas políticas deberían quedarse fuera del campo pero, lamentablemente, en Barcelona y muy concretamente en este campo, la política está muy presente. Demasiado presente, diría yo.

RAFAEL FABREGAT
El último Condill, español.

0934- EL NUEVO ORDEN MUNDIAL.

Los tiempos cambian. Antes al niño malcriado le daban cuatro azotes y al gamberro le metían dos guantazos y un mes en la cárcel. Los del guantazo sacaban la rabia que llevaban dentro, descargándola en el pobre infeliz que, de paso, quedaba ejemplarizado de por vida. Hoy en día las cosas se hacen de distinta manera. Con una población más sabia que nunca, nuestros mandatarios consideran nimiedades lo que antes eran castigos ejemplarizantes. "Agua de borrajas", vaya. Por aquellas memeces de antaño ya nadie mueve el culo. Los dirigentes del mundo del siglo XXI juegan a lo grande. Al que molesta se lo cargan o se le ríen en la cara. En cuanto a sus aspiraciones, conseguir un puesto relevante y un sueldo diez veces por encima de los demás, carece de interés para ellos. Se va a por todas o no se va. El único problema que tienen es que hay demasiados "sabios" que hurgan en sus heridas, pero también de eso se ríen. La razón es que cuando todos mandan, no obedece nadie y al revés. 


Claro que en esta carrera ellos nos llevan mucha ventaja. De nada sirve ser rico si todos lo están. La única forma de ser rico es que los demás sean pobres ya que, si no es así, no sirve de nada. Cuando un pobre, estando sano, se niega a trabajar es porque no es tan pobre como incluso él mismo piensa. Ya no te cuento lo que pensará el rico cuando va a recabar sus servicios y el pobre se le ríe en la cara despreciando el trabajo ofertado. Como es lógico y natural, ante esas actitudes el rico pone en funcionamiento todos los mecanismos para reducir el bienestar de la multitud, a fin de salvar el suyo. Es comprensible que el rico se defienda del pobre, haciendo que éste precise el sueldo que él le ofrece a cambio de sus servicios. A pesar de la robotización actual de la industria, los buenos y fieles empleados siguen siendo imprescindibles. Las máquinas solo obedecen a un programa predeterminado. La ventaja es su incapacidad para pedir aumento de sueldo, pero tienen el defecto de no hacer reverencias y sin esa adoración los ricos no son nada. 


Tengamos en cuenta que denegar el aumento de sueldos también forma parte del trabajo del empresario y sin duda una labor de las más satisfactorias. De todas formas hay que aclarar que, cuando hablo de ricos y de empresarios, no me refiero al desgraciado autónomo que a trancas y barrancas ha conseguido abrir una mierdecilla de negocio que, a poco que se descuide, le ocasionará más disgustos que alegrías y ningún beneficio. No. Cuando hablo de empresarios me refiero a grandes empresas con un número de empleados de tres cifras . Elementos que solo trabajan a golpe de talonario y calculadora científica en ristre. Gente que destina buena parte del apartado de gastos a "regalos" a sus amiguetes (políticos de turno)  para que les den bajo mano el trabajo que otros harían mucho mejor a menor precio. Entre esos regalos no está el típico jamón que los desgraciados soñamos cuando hablamos de regalos, no. Esos van a otros niveles bastante más elevados. 


Vacaciones en cabaña paradisiaca de isla tropical, con señoritas "de compañía" de alto estanding para que les rasquen la espalda y algo más... Porque es verdad que el cielo existe, pero está en este mundo. Si son empresarios, a su regreso reúnen su consejo de administración para recordarles una vez más que así no se puede seguir, que hay que reducir personal y ampliar producción. Si se trata de "simples" ricos sin más, de los que viven de las rentas de negocios y fincas que sus antecesores crearon Dios sabe como, pues más de lo mismo. Que el servicio cada día está peor, que son unos holgazanes, que habrá que rebajar el sueldo, etc. Porque no olvidemos que esos ricos, empresarios o no, también están en crisis. En crisis de autoridad. Con cientos de soluciones que los pobres no tenemos, pero crisis al fin y al cabo. Tengamos en cuenta que esos, a quienes trabaja dores y sindicalistas odian como la peste, tan solo son la punta del iceberg. 


Hasta hace bien poco, ricos y pobres, todos íbamos en el mismo barco. Ya sé... ya sé que unos iban en suite de lujo y otros en camarote de cubierta con balcón, mientras otros viajábamos en camarote interior y durmiendo en literas colgadas de la pared. Pero si el barco se hundía, nos hundíamos todos... Aquí el meollo de la cuestión está en los que mueven los hilos del mundo. En los capitanes de esos barcos en los que viajamos todos. En los que siempre se salvan aunque el barco se hunda. En los que manejan periódicos o emisoras de radio y televisión, distrayendo al personal con chorradas, para esconder las realidades contra las que incluso los desgraciados viajeros, que no pintan nada, se podrían rebelar. Porque ellos, con todo su poder, también son humanos y temen la pérdida de nuestro interés y sobre todo de nuestro voto. El simple hecho de ir a depositar la papeleta en la urna, hace que el capitán sea uno u otro. Esa es nuestra única autoridad, que no es poca. 


Aunque pueda sorprender a más de cuatro, el mundo está regresando a un momento de feudalismo como jamás imaginamos que se podía retroceder. Sin embargo la culpa es nuestra. Ante la necesidad de consolidar las metas alcanzadas, aceptamos el disfraz de la democracia y el adoctrinamiento de los medios de comunicación que día a día nos bombardean con las diferentes consignas. Pero deberíamos hacer más. Nos hace falta creer en nosotros mismos y en el poder que realmente tenemos. Basta de mítines y de manifestaciones que no sirven para nada. Nuestro poder está en nuestro voto. ¿De qué sirven tantos estudios si somos incapaces de distinguir la verdad de la mentira?. Lo bueno de la democracia es que el rebaño se divide y cada uno pasta allí donde cree más conveniente, pero nos falta saber cual es la dirección correcta. Nos hemos acomodado. En otros tiempos y sin apenas estudios la gente ya se habría sublevado, pero no contra los que mandan, sino contra todos. Para que eso no ocurra el poder de la información nos distrae y dirige nuestro enfado hacia metas menos perjudiciales para los pastores del rebaño. 


El pararrayos no evita la caída del rayo, pero impide los posibles daños al dirigir la carga eléctrica hacia un punto de absorción que a nadie perjudica. El política sucede lo mismo. Nos joden si, pero diplomáticamente. Dominan nuestra mente a voluntad. Cuando algo nos saca de nuestras casillas, cargan la culpa al opositor y cuando esto no es posible se alían unos con otros para sacar otros temas que nos hagan olvidar el asunto inicial, pero el resultado siempre es el mismo. Unos crean la crisis para enriquecimiento personal y otros pagan las consecuencias. La diferencia con respecto a los abusos del feudalismo es que en este momento todo está tecnificado. La sirvengüencería ha llegado a tales extremos que incluso se pone en peligro la vida y la salud de las personas, al simple objeto de enriquecerse una determinada fábrica de armamento o incluso la propia industria farmaceútica, porque de ello también se beneficia el político que firma los permisos.


Primero se inventa el avión y después el misil para derribarlo. De la misma manera se inventa una gripe para de inmediato poner a la venta la correspondiente vacuna. ¿Hacia donde vamos?. Nadie lo sabe pero, al final del camino, algunos solo vemos el abismo. Sin embargo que nadie se asuste, porque a los directores de escena no les interesa quedarse sin actores. Recuerden: ¡sin pobres, los ricos no pueden serlo!. 
Los políticos inventaron aquella frase que dice que "Dios aprieta pero no ahoga". Por lo tanto de esa frase hay que eliminar a Dios, que no tiene culpa alguna y poner al político de turno. ¡Ah y una cosa más!. Que nadie piense que la solución está en cambiar de gobernantes o de partidos, puesto que el objetivo es el mismo para todos ellos, sean cuales sean las siglas que utilicen. El problema que los políticos representan para la ciudadanía, justamente por ser general y archiconocido, ya no es el que nos corroe. Lo que nos asusta es ver que el problema va a más. Cuando los zánganos de la colmena eran cuatro, no era difícil alimentarles y olvidarnos de ellos como si fuéramos tontos. Naturalmente no lo éramos pero, ante lo inevitable, se asumía optando por la tranquilidad. 


Sin embargo la actitud un tanto pasota de la ciudadanía está haciéndose insoportable, pues los "listos" son cada día más. Tantos que están acabando con el bienestar general y eso, dudo mucho que la humanidad pueda soportarlo durante mucho tiempo. Los que ya peinamos canas es probable que tengamos la suerte de no ver la "explosión" ciudadana, pero nuestros hijos si la verán. En las bajas esferas, la situación actual del mundo es insoportable. Mientras unos encienden sus cigarros con billetes, otros mueren de hambre y de sed en un mundo que tiene comida y agua para todos. ¿Hasta cuando seremos capaces de aguantar?. Los ovejas empiezan a estar hartas y cuando eso sucede, incluso se alían con el lobo al solo objeto de comerse al pastor. El poderoso siempre abusó, pero nunca se supo con tanto detalle. En este momento hay un tufo en el ambiente que lo inunda todo. Huelen los políticos, las multinacionales, la monarquía y hasta la propia Iglesia. Con tanto eslabón débil, ¿cuanto tiempo tardará en romperse la cadena?.

RAFAEL FABREGAT
El último Condill, español.

23 de febrero de 2013

0933- ATENCIÓN: ¡SETAS MORTALES!.

MARZUELOS. Un excelente comestible.
Hola amigos, el mes de Marzo se acerca y con él una de las especies de setas más difíciles de encontrar, pero también una de las más apreciadas. Por su excelente sabor y porque, siendo las primeras de la temporada, su recolección y degustación es doblemente satisfactoria. ¡El marzuelo! (Higrophorus marzuolus). Habrá que ir preparando la cesta y afilando los cuchillos. Los catalanes, en todo mejores que los demás, dicen que las setas no deben cortarse, sino arrancarse. Naturalmente hay otros que piensan justamente lo contrario porque arrancarlas significa dañar el micelio e impedir la salida de otros ejemplares. ¿A quien creer?. Pues bien, ante la duda que cada cual haga lo que sus mayores le enseñaron o, en su defecto, lo que les dé la gana. En lo que respecta al marzuelo, todos los aficionados saben que es una especie que nace prácticamente enterrada y apenas sobresale de la pinocha, con lo cual arrancarla es prácticamente imposible sin dejarte la mitad del pie en el terreno. Saben también que, al igual que sucede con los boletos, en esta seta el pie es tan sabroso como el sombrero o más, por lo que no vamos a destrozarla desperdiciando un delicioso pie que solo servirá para pudrirse contaminando el micelio. Mi consejo: cuchillo hasta el fondo y todo a la sartén. En revuelto queda excelente. 


Claro que esta entrada era para hablar de setas mortales. Con esto de la afición, uno se enrolla, se enrolla y... en fin, veamos.
Setas mortales -lo que se dice mortales- en España afortunadamente hay pocas, pero las hay. Una de las más peligrosas es la Amanita Phalloides, llamada también Oronja verde. Es de sombrero de color verdoso oliváceo y carne blanca, de olor agradable a pétalos de rosa. Tiene un anillo caído, semejando una falda que rodea el pie. Las láminas son blancas y el pie es también blanco con escamas verdosas. Como todas las amanitas, nace de un huevo o volva de color blanco con el que se sujeta a la tierra. Una sola es suficiente para matar a una persona.


La Amanita Verna es también una de las especies más venenosas. Como su hermana, la Amanita Phaloides, nace de volva y tiene anillo y láminas de color blanco. Es muy importante tener en cuenta estos tres factores cuando están asociados a una misma seta. Tres características fundamentales a la hora de rechazar cualquier seta no conocida y que puede evitarnos no solo un problema de salud, sino incluso la muerte. A diferencia de la anterior, la Amanita Verna es totalmente blanca, tanto en la volva, el sombrero, las láminas, el anillo y el pie que también presenta algunas escamas. En la edad adulta el sombrero puede tornarse en blanco crema. Olor débil y sabor suave y dulce. Mortal de necesidad.


La Amanita Virosa es también mortal, de la familia agaricales. Es muy parecida a la Amanita Verna: Sombrero, anillo, láminas y volva de color blanco; pié velludo del mismo color. Todas las superficies del hongo van amarilleando con la edad. La ventaja respecto a las anteriores, para evitar su recolección, es que tiene un olor poco agradable. De hecho se la llama popularmente amanita maloliente o cicuta fétida. Es también una seta mortal, especialmente por la lentitud de sus efectos puesto que, al igual que las anteriores, cuando se tienen los primeros síntomas ya es demasiado tarde para paliarlos, puesto que las toxinas ya están disueltas en la sangre. La ingesta de un solo ejemplar puede causar daños hepáticos irreversibles.


El Cortinarius orellanus es un dermocybe de efectos similares a las amanitas anteriormente citadas, pero su componente tóxico es distinto. Sombrero de aspecto leonado de láminas poco apretadas de color similar, pie del mismo color pero con fibrillas más oscuras. Aunque hay diferentes especies, muchas de ellas son altamente tóxicas y algunas mortales. Es una seta de efectos letales muy engañosos puesto que no desarrolla síntoma alguno hasta pasados 10/15 días de haberlas comido. Provoca necrosis irreversible en hígado y riñones. El resultado más habitual es la muerte de la persona que la haya ingerido puesto que después de tantos días de la ingesta el tratamiento es difícilmente eficaz.


La Lepiota helveola es una seta tan bonita como venenosa. Similar a la Macrolepiota Procera pero de pequeño tamaño. Láminas blancas, separadas del pie. Su carne se vuelve rojiza al cortarla. Pie largo y fibroso con un anillo de tamaño muy reducido que desaparece con la edad. Es una especie venenosa mortal. Esta seta ha sido la causante de varias muertes en Cataluña al ser recogidas en jardines públicos. Como forma de precaución, hay que desechar todos los ejemplares de Lepiotas con sombrero de tamaño menor a 10 cm. 

La seta Galerina Marginata es un basidiomiceto venenoso mortal propio de los bosques de coníferas y caducifolios. Sombrero poco carnoso de color ocre leonado, laminillas pardas que con la edad oscurecen, pie fibroso pardo y escamoso. La intoxicación es rara puesto que se trata de una seta que crece en troncos y ramas secas y es poco apetecible a la vista, pues presenta un aspecto raquítico y de mínima confianza. Sin embargo, en caso de ingesta tiene consecuencias fatales con probable muerte de quien la haya consumido.


Gyrometra Esculenta, denominada tambien hongo bonete o falsa colmenilla es una especie altamente tóxica. Brota en primavera sobre suelos arenosos de coníferas. Son potencialmente mortales en el caso de comerse crudas. La toxina afecta principalmente al hígado, al sistema nervioso central y a los riñones. En algunas partes del mundo se come tras diferentes ebulliciones, pero algunas evidencias sugieren que aún así no es ni mucho menos seguro ni aconsejable el comerlas. Tras el padecimiento de diferentes trastornos gástricos, éstos conducen al delirio, al coma y al fallecimiento del paciente 5/7 días después de la ingesta.


Inútil decir que hay otras muchas especies de setas de gran toxicidad en el caso de consumo elevado o continuado, de las cuales escribiré otro día. Una de ellas es el Trycholoma Equestre o "Seta de los Caballeros" que un servidor recogió y comió creyendo que era un excelente comestible, como así lo aseguraban todos los libros que obran en mi poder. A los pocos minutos de haber comido esta seta noté un extraño dolor en los riñones y me fui corriendo a urgencias. Afortunadamente no pasó nada, pero antes de comer una seta desconocida hay que pensarlo dos veces. Mejor dicho, hay que consultar a quien la conozca o simplemente desecharla sin más. Los libros sirven de orientación pero, en el mundo de la micología, no lo son todo. Así de claro.

RAFAEL FABREGAT
El último Condill, español.

22 de febrero de 2013

0932- "OPERACIÓN LEÓN MARINO".

Operación León Marino, es el nombre que dio Adolf Hitler a una de las batallas aéreas más importantes de la II Guerra Mundial. Con las tropas de media Europa destrozadas por la guerra, en Junio de 1940 el triunfante ejército alemán desfilaba en París. Solo Gran Bretaña se mantenía firme, aún después de la derrota infringida en las playas de Dunkerque. Ante la imposibilidad de vencer a Inglaterra por mar, Hitler decidió hacerlo por aire. Quería derrotar definitivamente al poderoso enemigo inglés y eso solo sería posible destruyendo su fuerza aérea y controlando las rutas de la Royal Navy para facilitar el definitivo desembarco alemán en la isla. La Luftwaffe del mariscal Hermann Goering fue la elegida para dirigir el primer ataque a Inglaterra. Más tarde también el "Corpo Aéreo" italiano participaría en la operación comandado por el mariscal Rino Corso Fougier. Los motores de la Luftwaffe se pusieron en marcha... 


Las fuerzas británicas eran muy inferiores y tras el desastre de Dunkerque apenas quedaba una infantería poco más que testimonial. La Royal Air Force quedó al mando del mariscal sir Hugh Dowing. Preparándose para una lucha suicida, Winston Churchill sentenció: "La guerra de Francia ha terminado, comienza la batalla de Inglaterra". 
A las 13:35 del día 10 de Julio de 1940 los aparatos de la Luftwaffe iniciaron sus ataques sobre el Canal de la Mancha. 26 Dorniers DO-17, escoltados por Messerschmitt 109 y 110. Rápidamente los cazas de la RAF se lanzaron sobre las formaciones alemanas pero, mientras éstos se dividían en el cielo entablando un combate aéreo, los bombarderos alemanes lanzaron sus bombas sobre el convoy. De aquel primer encuentro el saldo fue de 8 aviones alemanes derribados contra 7 aviones británicos, pero quedaron hundidos los cuatro mercantes y el crucero pesado de guerra que los escoltaba. 


Al día siguiente, 11 de Julio, un ala de Stukas alemanes bombardearon Portland mientras otra destrozaba sus instalaciones de radar. Poco después los bombarderos Heinkel-111 soltaron su mortífero cargamento sobre Southampton, Wigh, Portsmouth y Solent, en cuyos puertos fueron hundidos numerosos barcos.


Siguieron los castigos aéreos durante el mes de Agosto, en los que fueron bombardeados todos los puertos del Canal de la Mancha. Aunque quedó demostrado que los cazas de la RAF eran mejores que los Stukas alemanes, la superioridad de fuerzas provocaba a los británicos numerosas bajas. El día 8 de Agosto se produjo una de las mayores pérdidas británicas. Varias decenas de Stukas atacaron un convoy y aunque encontraron resistencia de la RAF, fueron hundidos 25 mercantes y varios destructores. En los días siguientes la lucha quedó suspendida por el mal tiempo y Hitler dio por finalizado el ataque a convoyes centrándose en el ataque de la isla. El saldo hasta entonces era de 192 aviones perdidos, contra 77 aparatos de la RAF y más de 40 barcos. Hitler lo tenía claro, era objetivo prioritario destruir la RAF y toda la industria aeronáutica. Solo así sería posible doblegar a Inglaterra. La nueva ofensiva se llamaría "operación Águila". A las 14:00 horas del día 13 de Agosto de 1940 centenares de aviones alemanes iniciaron la marcha. 


Se oscurecieron los cielos de Portland y Southampton y llovieron miles de bombas sobre sus instalaciones, así como los aeropuertos de Eastchurch, Detling y Middle Walop. Algunos aparatos de la RAF fueron destruidos sin darles ocasión de despegue, siendo destruidos hangares e instalaciones, cuarteles y torres de control, dejando las pistas de aterrizaje llenas de cráteres. Al acabar el día, con 1485 salidas la Luftwaffe contaba con la pérdida de 46 aparatos, mientras que la RAF solo había perdido 13 aviones, pero todos sus aeródromos del sur del país habían quedado inutilizados. Durante los días siguientes de aquel mes de Agosto los aviones alemanes siguieron castigando a Inglaterra. 

Al final de la "operación Águila" los alemanes habían perdido 403 aparatos por tan solo 175 del enemigo, dándose cuenta Hitler de que las cosas no estaban saliendo como fueron planeadas. A la Luftwaffe se le acababa el tiempo de acabar con el enemigo antes de que llegaran los primeros fríos del invierno. Hitler reunió a sus generales y dio orden de que se concentraran las fuerzas en acabar con la RAF, ignorando cualquier otro objetivo.
Los ingleses estaban al límite de sus fuerzas, pero eso no lo sabían los alemanes. El 24 de Agosto, Hitler decidió poner toda la carne en el asador. Los bombarderos alemanes iban escoltados por grandes formaciones de cazas. 


Cuando la RAF quiso responder al ataque alemán cientos de aviones alemanes se lanzaron sobre ellos provocando la desbandada general, con lo cual los bombardeos llegaron perfectamente a su destino. Los británicos respondieron bombardeando Berlín. Los daños fueron leves y perdieron 5 aparatos pero el susto infringido a los alemanes fue elevado. Hitler en persona dio un discurso radiado amenazando con borrar a todas las ciudades de Inglaterra de la faz de la tierra.


El día 7 de Septiembre sonaron en Londres las alarmas antiaéreas cuando un nutrido grupo de bombarderos alemanes sobrevolaba la ciudad. Se bombardeó ferozmente todo el estuario del Támesis y todos los barrios aledaños en un total de 1014 salidas. Murieron 500 civiles y más de 1200 quedaron heridos de consideración. Centenares de casas y decenas de fábricas quedaron derruidas total o parcialmente. Por la noche los alemanes realizaron otras 255 salidas más sembrando el terror de la población. Encarnizados en esos objetivos, los ataques a la RAF se descuidaron y los pilotos ingleses heridos se repusieron, mientras los aparatos fueron puestos a punto. Ese fue el error que costaría caro a los alemanes. 


El 15 de Septiembre, cuando centenares de bombarderos aparecieron sobre Londres, los cazas de la RAF, se abalanzaron sobre ellos en número igual o superior. La batalla fue impresionante. Durante horas unos y otros se persiguieron sobre el cielo de Londres ante la mirada atónita de sus habitantes. Desde cualquier parte de la capital británica se podía ver la inimaginable batalla aérea que precipitaba a unos y otros sobre los tejados de las casas y monumentos más famosos de la ciudad. Tras la batalla, 80 aviones alemanes habían sido derribados, por tan solo 26 de la RAF. En todo el mes de Septiembre no cesaron los bombardeos diurnos y nocturnos. La vida se hizo insoportable para los británicos pues los trabajadores tenían que estar siempre pendientes de las sirenas para esconderse en los refugios. Las calles permanentemente llenas de escombros y cadáveres. El agua potable se convirtió en un bien escaso. Miles de familias marcharon al campo o se instalaron en los túneles del metro. 

El 24 de Octubre la fuerza aérea de Mussolini llegó en apoyo a los alemanes para finiquitar la Guerra de Inglaterra, pero la ayuda fue insuficiente. Ante un enemigo indestructible, después de cuatro meses de asedio, el 31 de Octubre de 1940 Hitler dio por finalizada la contienda. Se suspendía la "Operación León Marino". Al amanecer del día 1º de Noviembre toda Inglaterra salió a la calle a celebrar el fin del ataque alemán, si bien es cierto que aún se produjeron algunos ataques nocturnos esporádicos. La guerra continuó, pero la Batalla Aérea más importante de la Historia había finalizado. 

RAFAEL FABREGAT
El último Condill, español.

21 de febrero de 2013

0931- SIENA, PAPAL Y RENACENTISTA.

Según la leyenda Siena fue fundada por los hijos de Remo, hermano Rómulo, según la leyenda fundadores de Roma. Desde luego Siena es de origen romano y fue súbdita del Imperio con el nombre de Sena Julia. Como otras ciudades de la Toscana, está construida sobre colinas que entre el 900 y el 400 a.C. acogieron asentamientos etruscos. Bajo el poder del emperador Augusto se convertiría en colonia romana, aunque sin el más mínimo aumento de prosperidad. El motivo era que la ciudad estaba alejada de las calzadas romanas y por tanto de las rutas comerciales de la época. Siena tuvo que esperar la llegada de los normandos que en el siglo IV llevaron el cristianismo y la prosperidad a la región. Las antiguas vías Aurelia y Cassia estaban expuestas a los ataques bizantinos por lo que éstas fueron trazadas nuevamente, pasando esta vez por Siena y haciendo de esta ciudad el centro comercial de los peregrinos que iban a Roma o procedían de ella. La nobleza de Siena establece sus orígenes en la época en que Carlomagno conquistó el territorio a los lombardos en el año 774. 


Una oleada de dirigentes francos se casó con la nobleza sienesa y fundaron extraordinarias abadías que hoy se pueden todavía admirar. Esta época feudal fue la que modeló la ciudad que hoy conocemos. A lo largo del siglo XIII fue construida la Catedral de Siena, de estilo gótico italiano, que alberga las esculturas de San Pedro y San Pablo realizadas por Miguel Angel. En el siglo XIV fue programada una ampliación de la misma, que no se llevó a cabo por los estragos de la Peste Negra de 1348. Los diferentes intereses feudales entre Siena y Florencia tenían a estos pueblos frecuentemente enfrentados. Apoyados por el rey Manfredo de Sicilia, el 4 de Septiembre de 1260 Siena derrotó a los florentinos en la Batalla de Montaperti con un ejército muy inferior. Antes de la contienda todos los habitantes de Siena se encomendaron a la Virgen María. En solemne procesión su general en jefe Bonaguida Lucari caminó descalzo, destocado y con un dogal en el cuello hasta la catedral donde esperaba el clero.


Lucari y el obispo se abrazaron como señal de unión entre la Iglesia y el Estado, para posteriormente dejar en manos de la Virgen el destino de la ciudad. La leyenda dice que una espesa nube blanca (?) se posó sobre el campo de batalla dando protección a los sieneses. Parece ser que tras lanzar los florentinos varios ataques infructuosos contraatacaron los de Siena que, matando al portaestandartes, provocaron el casos entre el ejército florentino que se disgregó y huyó del campo de batalla. 
Para entonces la mitad de los de Florencia (15.000) habían muerto. Tras el triste episodio de la Peste Negra (1348) y diferentes gobiernos de la nobleza, Sienna se alió con Florencia en contra del rey de Nápoles. Con la elección del Papa Pío II de Siena, la  nobleza regresó al gobierno temporalmente. Tras la muerte del Papa el control volvería al control popular. De todas formas el personaje de Siena, más importante de la Iglesia católica, sería Santa Catalina (de Siena) nacida justamente en esas fechas (25 Marzo 1347) una de las grandes místicas de su época.


Catalina Benincasa era la penúltima de los 25 hijos del tintorero Jacobo Benincasa y de su esposa Lapa Biagenti, ambos de clase media-baja. Su educación fue mínima puesto que con tan solo siete años mostró su gusto por la oración y la soledad, hizo voto de castidad y se consagró a la mortificación. Sus padres no advirtieron sus tendencias y con tan solo doce años hicieron planes de matrimonio para ella. Para dejar patente su contrariedad se encerró en su habitación cortándose el pelo. De nada valieron las presiones de sus padres para persuadirla.  Durante uno de aquellos castigos y mientras ella oraba, una paloma se posó sobre la cabeza de la niña y Jacobo quedó convencido de que estaba destinada para la oración. A los dieciocho años tomó los hábitos de la Orden Tercera de los Dominicos, sometiéndose al cilicio y al ayuno prolongado. En 1370 "una Voz" le mandó abandonar su retiro y entrar en la vida pública, rogando por la paz de las diferentes repúblicas italianas y por el traslado del Papa de Aviñón a Roma. En 1376 la República de Florencia la mandó a Aviñón para lograr la paz de los Estados Pontificios y reconcilió a los florentinos con el Papa Urbano VI, sucesor de Gregorio XI. En el Cisma de Occidente tomó parte por el Papa Urbano VI que la convocó a Roma hasta su muerte, el 29 de Abril de 1380, contando tan solo 33 años de edad. El Papa Pío II la declaró santa en 1461. 


El papa Pío II, nacido en 1405 como Eneas Silvo Piccolomini vino al mundo en Corsignano pequeña aldea a escasos kilómetros de Siena. Sus padres tuvieron 18 hijos, de los que solo sobrevivieron tres.  Con 18 años sus padres le enviaron a Siena para cursar estudios jurídicos pero, su interés era escaso. Intelectual sin dinero, tuvo que elegir entre la abogacía o la Iglesia. Como ni una cosa ni otra le gustaba, tomó un camino intermedio. Entró como secretario al servicio del obispo de Fermo, favorito del Papa Martín V. Su periplo profesional fue extenso y variopinto, una veces al servicio de la Iglesia y otras en la corte. 

En 1446 fue nombrado diácono y después sacerdote. Aún siendo contrario a las jerarquías eclesiásticas, su carrera fue meteórica. En 1447 fue nombrado obispo de Trieste y en 1449 arzobispo de Siena. En 1458 el enemigo de la supremacía papal fue elegido sucesor del Papa valenciano Calixto III (Borgia). Abrazando la religión bien cumplidos los 40 años tuvo decenas de aventuras amorosas, propias de la liberalidad de su tiempo. Se le conocen al menos dos hijos naturales y como escritor, fue el único Papa que ha escrito una novela erótica: Historia de dos amantes. Con más de 35 ediciones, antes del año 1500, fue con diferencia una de las obras de mayor éxito de todos los tiempos.


Habría un Papa más de Siena (Pío III). Nacido en la propia Siena el año 1439 con el nombre de Franceso Nanni Todeschini. Era sobrino del que fuera Pío II que le nombró arzobispo de Siena y cardenal con tan solo 21 años de edad y participó en cuatro cónclaves. Encargó una biblioteca para la catedral de Siena que ensalzara la obra de Pío II, con frescos en la bóveda y diez paneles con escenas de la vida de su tío y benefactor, constituyéndose en un auténtico monumento del Alto Renacimiento en Siena. Ante los disturbios sucesorios tras la muerte de Alejandro VI la curia se inclinó por Todeschini, un Papa de transición que tomaría el nombre de Pío III y cuyo pontificado solo duraría 26 días. Aunque algunas fuentes abogaron por la ulceración de una pierna, otros contaron que había sido envenenado por el gobernador de Siena, Pandolfo Petrucci. 
El Renacimiento italiano, propio de los siglos XIV al XVI seguía su camino por la Historia, impulsado por los grandes artistas de la época. Miguel Angel, Da Vinci, Boticelli, Rafael, Bramante, etc. desarrollaron nuevas técnicas escultóricas, pictóricas y arquitectónicas, que nos han legado obras de belleza irrepetible.

RAFAEL FABREGAT
El último Condill, español.