4 de junio de 2017

2427- A BUEN ENTENDEDOR...

Pues sí amigos. "A buen entendedor, con pocas palabras bastan". Los políticos se ríen de esto y los sacerdotes más, pero algo tendrá el agua cuando la bendicen. Históricamente, la Patrona de Cabanes, nuestra querida Virgen del Buen Suceso, también denominada "de Les Santes" por la grata compañía de Santa Águeda y Santa Lucía que comparten con ella el ermitorio situado en el Barranco de Ritxer, ha sido objeto de especial devoción comarcal. No es pues una cuestión solamente local. Las cosas y especialmente la devoción, han cambiado mucho en los últimos tiempos, debido principalmente a la prepotencia y a los muchos y graves pecados llevados a cabo por quienes se llaman a sí mismos "servidores de la Iglesia". Claro que lo de servir a los demás es muy aburrido y, a la vista está, hay otras formas más divertidas de pasar el tiempo.

Como digo, nuestra querida patrona la Virgen del Buen Suceso, era venerada y largamente esperada no solo por los cabanenses, sino también por los vecinos de los pueblos limítrofes. Claro que esto los jóvenes no lo saben y los servidores de la Iglesia no quieren saberlo, pues se ríen de semejantes chorradas
Es curioso que esos supuestos "servidores" no crean en milagros actuales y sermoneen cada día sobre aquellos alejados en el tiempo y que no pueden probarse de forma alguna. 
Digo sermoneen porque sin duda tampoco en aquellos creen, pero hay que comer cada día y algo hay que hacer para llenar el plato con el menor trabajo posible. 
No digo yo que en el seno de la Iglesia no haya gente de gran devoción y valía, pero de esos no he conocido a ninguno y estoy próximo a los 70 años de vida. Será que están muy escasos... Lo cual ha impedido que las generaciones actuales puedan creer otra cosa que aquella que ven en sus comportamientos.

Siendo la nuestra una provincia de lluvias escasas, en los pueblos de la comarca y muy especialmente los de Vilanova d'Alcolea, Benlloch, Vall d'Alba y La Pobla Tornesa, sus vecinos esperaban "como agua de Mayo" que los vecinos de Cabanes subieran al pueblo, desde el citado Barranco de Ritxer, a la Virgen del Buen Suceso. 
El motivo es de fácil explicación:
Normalmente era llegar la Virgen al pueblo y empezar las lluvias, para disgusto de los jóvenes que veían empañada la fiesta con el tan vital elemento. 
¿Superstición?. Pues seguramente sí, pero la fe mueve montañas y eso lo saben bien los que se llaman "servidores" y que solo se sirven a sí mismos. 
Iglesia y política siempre han caminado juntas, que no unidas, pues cada cual arrima el ascua a su sardina. En Cabanes ese fenómeno también se ha producido este año y como resultado del mismo se ha llevado a cabo el cambio de día de regreso de la Virgen a su ermitorio. El motivo, arañar el voto de algún joven despistado.

Históricamente la Virgen del Buen Suceso ha sido devuelta a su ermita el "segundo día de Pascua de Pentecostés, lunes". No me pregunten por qué, pues considero innecesario el averiguar el motivo histórico que llevó a nuestros antepasados a trasladar a su ermita a la Patrona de Cabanes en este día. Como también he dicho antes, buena parte de la gente ha perdido su devoción y pasan de todo. Muchas procesiones vespertinas se llevan a cabo por la mañana, la misa dominical se hace en sábado, la misa del gallo a media tarde y la "muerte" de Jesucristo a la hora que convenga al sacerdote de turno. Esa es la fe y el respeto que los curas de hoy tienen a la tradición y a los creyentes. Pues bien, en base a esto, hoy Domingo de Pentecostés se ha intentado trasladar a nuestra Patrona a su ermita y Ésta ha respondido con rayos, truenos y lluvias generalizadas. A buen entendedor...

RAFAEL FABREGAT

No hay comentarios:

Publicar un comentario