26 de junio de 2012

0723- MUSSOLINI, EL DUCE MULTICOLOR.

Benito Amilcare Andrea Mussolini (1883-1945) fue un dictador italiano, primer ministro de Italia desde 1.922 a 1.943, fecha en la que fue depuesto y encarcelado. Estrecho aliado del canciller alemán Adolf Hitler en la II Guerra Mundial fue liberado por éste y recibió el cargo de presidente de la República italiana en Septiembre de 1.943 hasta su derrocamiento y muerte por ejecución en 1.945.  
Durante su mandato luchó contra el liberalismo y el comunismo, combinados con una dura censura en los medios de propaganda estatal.
Apoyó desde el primer momento el nazismo alemán y tres años después hubo de sufrir la invasión de los aliados en toda la Italia meridional. Viendo imposible reprimir a las fuerzas enemigas trató de escapar a Suiza con su amante Clara Petacci, siendo interceptados por partisanos comunistas en las proximidades del Lago Como que les fusilaron sin más contemplaciones. El día 29 de Abril sus cuerpos fueron llevados a la Plaza Loreto, de Milán, junto con otros cuatro miembros de su gobierno, donde fueron expuestos, colgados boca abajo en una estación de gasolina, sufriendo el escarnio de la población como si se tratara de un linchamiento más propio de épocas medievales.


Hemos empezado por el final pero así han venido las cosas...
Benito había nacido en el seno de una familia humilde. Fue en Dovia di Prepapio (Forlí) provincia Emilia-romana el 29 de Julio de 1.883. Su padre (Alessandro) era herrero y su madre (Rosa) maestra de escuela. El nombre Benito Amilcare Andrea fue decidido por su padre que era un consumado socialista-anarquista seguidor de las ideas del mejicano Benito Juárez y de los socialistas italianos Amilcare Cipriani y Andrea Costa.


Su hijo -decidió- llevaría los nombres de los tres "apóstoles" del pueblo. Aunque fue alumno de importantes colegios, las continuas peleas con sus compañeros le llevaron a terminar sus estudios (1.901) como alumno externo. Por influencia paterna se inscribe en el Partido Socialista y en 1.902 viaja a Lausana (Suiza) donde lo hace también en el Sindicato Obrero. Ferviente socialista tras la amnistía que se concedió con motivo del nacimiento del heredero del rey a todos los que habían escapado del Servicio Militar obligatorio (1.904) Mussolini regresa a Italia y se integra al cumplimiento militar y posteriormente a la enseñanza. En 1.909 Mussolini es un sindicalista revolucionario y dirige periódicos y manifestaciones que le conllevan algunos arrestos. La victoria de los radicales del Partido Socialista Italiano en el Congreso de Reggio Emilia (1.912) le brinda un protagonismo que aprovecha para hacerse cargo del periódico milanés ¡Avanti! aunque su radicalismo preocupa a sus compañeros de filas. En Noviembre de 1.915, ya entrada Italia en la I Guerra Mundial, funda el periódico ultranacionalista "il Popolo d'Italia" que le vale la expulsión del PSI. Mussolini se presenta voluntario en el ejército y asignado a la 11ª División parte hacia el frente; al año siguiente es nombrado cabo por méritos propios.

Mussolini 1.917
A su regreso de la contienda sus ideas habían cambiado radicalmente e intenta beneficiarse del sentimiento de descontento general por los pobres resultados de la guerra, promoviendo algaradas contra los partidos de izquierdas, según él culpables del descalabro social.
En 1.919 creó los "Fasci Italiani di Combattimento", grupos armados de agitación y germen del futuro Partido Nacional Fascista que vería la luz en 1.920. El 28 de Marzo de 1.921 desfila en Milán con sus columnas de "camisas negras" por el funeral de las víctimas del Teatro Diana. Al mostrarse como enemigo de socialistas y comunistas, Mussolini se gana el favor de industriales y terratenientes y sale como Diputado en las elecciones de 1.921. A partir de ese momento algunos jefes de su propio grupo ponen en duda su supremacía para dirigir la normalización del cambio social a lo que Mussolini, aventurero sin color definido, responde:
- ¿Puede el fascismo dejar de contar conmigo? ¡Claro! Pero también yo puedo dejar de contar con el fascismo. 
Mussolini intenta dar un golpe de mano y el 24 de Octubre de 1.922 concentra en Milán a 40.000 "camisas negras", movimiento juvenil de su creación, afirmando públicamente el derecho del fascismo a gobernar el país.

La impotencia del Gobierno y la disolución del Parlamento allanaron el camino de Mussolini y cuatro días después entraba triunfal en Roma sin oposición alguna. El rey Vitorio Emanuelle III viendo una posible masacre de la Corona y del pueblo italiano, se negó a firmar el "Estado de Asedio" por lo que el gobierno quedó imposibilitado para intervenir. Consecuencia de todo ello y a pesar de que Mussolini no contaba con mayoría en el Parlamento, el 30 de Octubre de 1.922 el rey le mandó formar nuevo gobierno. El 16 de Noviembre del mismo año y con 316 votos a favor, 116 en contra y 7 abstenciones Mussolini era nombrado Presidente del Consejo de Ministros y su poder se hace efectivo e imparable y en 1.926 sufrió varios atentados. Un disparo le hirió en la nariz. Curada y tapada la herida con un vistoso parche dijo:
- Las balas pasan, pero Mussolini permanece.
En Marsella le lanzaron un bomba de mano pero ésta rebotó en el techo del coche y estalló en el suelo, sin daño alguno para el dictador. Ocho personas quedaron destrozadas. Y así otros atentados más que nunca dieron en el blanco.

Mussolini y Hitler
Con su ascenso al poder absoluto el Duce da por abolido el derecho de huelga, y empieza a parecerle poco conveniente el poder de las organizaciones juveniles, incluidos los camisas negras de su invención. Crea la asociación Juventud Católica Italiana y disuelve todas las demás por decreto. En 1.929 se vota la renovación de la Cámara de diputados a la que se presenta una única lista alternativa a la suya. En plan intimidatorio Mussolini ordena que las papeletas en las que figura su lista (SI) sean tricolor y las de la otra opción (NO) blancas. El SI obtuvo el 98,4% de los votos. En 1.934 se repiten las votaciones de plebiscito realizadas en 1.929 y con el mismo procedimiento. Los votos contrarios al régimen fueron del 0,15%. El miedo estaba instalado en Italia.
En Junio de 1.935 Mussolini se encontró con Hitler en Venecia y hablaron sobre la anexión austriaca pero el Duce no era favorable a ello y sus diferencias no se resolvieron hasta que Hitler varió en sus propósitos. El 6 de Septiembre Mussolini se alineó a la política nazi.

Mussolini y Clara Petacci en el centro.

En fin. Esta entrada no es ni mucho menos un resumen de la vida de Mussolini para la que harían falta muchas páginas, pero si para darnos cuenta de que, a pesar de su humilde procedencia, era un aventurero y dictador sin escrúpulos. De extrema izquierdas mientras fue un miserable y de extrema derecha cuando alcanzó el poder. Una bestia que cambiaba de ideas y de política tantas veces como hubiere menester, al solo propósito de llegar a las metas de máximo poder posible. Y lo consiguió, vaya si lo consiguió, pero no murió de viejo sino a consecuencia de su desmedida ambición. La vida de los demás no tenía ningún valor para este personaje y bien que lo demostró a lo largo de su vida y muy especialmente en las masacres etíopes, a quienes bombardeó sin piedad con armas químicas y bacteriológicas, incluyendo a la propia Cruz Roja a quienes destrozó 17 hospitales de campo, sumándose también el uso de tropas musulmanas contra las poblaciones cristiano-coptas etíopes, que causaron masacres indescriptibles. Pero esa es otra historia demasiado amplia y que, si acaso, deberá desarrollarse en otra entrada más específica.

EL ÚLTIMO CONDILL

No hay comentarios:

Publicar un comentario