5 de enero de 2011

0232- ECLIPSE PARCIAL DE SOL.

La naturaleza no para jamás, ni lo hará nunca. Dicen que nada es para siempre pero, desde mi punto de vista, la naturaleza sí que lo es. En permanente transformación, pero ahí ha estado siempre y ahí seguirá estando. Cuando la luz de nuestra estrella solar se apague o se desintegre y los planetas choquen entre sí o viajen a la deriva en busca de un nuevo astro sobre el que gravitar, toda la misma materia que ahora existe, seguirá existiendo. Helada o en ebullición pero, en algún lugar del Universo, seguirá existiendo. También nosotros, el minúsculo grano de arena del que formamos parte, seguiremos formando parte del cosmos, ese enmarañado mundo que nunca llegaremos a comprender y que solo sabemos explicar con el nombre de un Dios, algo intangible, que lo explica todo o, mejor dicho, que no explica nada.

Ante esa grandiosidad infinita, que nadie conoce, es cuando sale el espabilado de turno que es capaz de vivir sin trabajar, explicándonos lo que él tampoco sabe.
Hoy ha sido día de "eclipse parcial" en España. Con máxima ocultación en el norte peninsular, pero visible en todo el estado. En esta ocasión la curiosidad ha sido que el sol ya ha nacido eclipsado, lo que ha proporcionado algunas imágenes realmente vistosas que nos hablan de la grandeza del Universo y de los misterios que encierra. Bueno, misterios no hay ninguno, solo desconocimiento. En un mundo de movimiento permanente está claro que, en determinados momentos, unos elementos se alineen con otros ocultando al que esté en ese momento detrás. Un eclipse no es otra cosa, pero siempre capta nuestra atención.

Aunque no se haya visto así desde España, realmente el eclipse ha sido de tipo anular. O sea que, en su punto de ocultación máxima, la luna no ha tapado totalmente al sol dejando el típico anillo de luz solar. En España comenzó a las 8,19h. y finalizó a las 10,17h. aprox. siendo éste el único que se producirá dentro del presente año. La máxima ocultación del sol (anular del 85%) se ha visto en el norte de Europa, pero esa no ha sido la mejor foto del día. La foto más extraordinaria la ha conseguido el fotógrafo francés Thierry Legault, el cual no ha dudado en viajar de Francia a Omán, para conseguir fotografiar a la Estación Espacial internacional frente al eclipse.
La Estación, parte superior izquierda de la imagen, ha tardado menos de un segundo en recorrer la parte frontal del sol y ese ha sido el tiempo que ha tenido Legault para conseguir la fotografía. Ignoramos el origen del punto de la parte inferior derecha, del que no de dan detalles... Un 10 para las personas que, gracias a su entusiasmo, permiten al resto de los mortales observar fenómenos nunca imaginados.

Después de la "tempestad" vuelve la calma y cada uno de los elementos del cosmos sigue su imparable camino. La luna, ajena al interés que despierta su recorrido por delante del sol, se aleja indiferente y cada uno de nosotros sigue también su camino, su quehacer diario, nuestra mediocridad. Nada hay nuevo bajo el sol, pero no porque no haya cambios, que los hay y muchos. Se trata solamente de que nada muere de forma definitiva, solo se transforma...

EL ÚLTIMO CONDILL

No hay comentarios:

Publicar un comentario